Archivo de la categoría: Periodismo gastronómico

“El atlas comestible”, una obra infaltable en la cocina y en la biblioteca

Estándar

El paladar nos permite descubrir texturas, mundos, paisajes y personas además de sabores, los sentidos se nutren cuando el paladar está ocupado diseccionando las bebidas y comidas que le proporcionamos.

0145478848elatlascomestible

Una feria de sabores es la palestra culinaria universal, y con ella, millones de personas se deleitan en algo que tiene niveles artísticos: la comida, y es que podríamos vivir aún sin la vista, el tacto, el olfato, el oído… y tal vez sin el gusto, pero qué vida sería sin sentir los sabores de la gastronomía, porque si bien dejando de comer moriríamos, nada sería igual sin el placer del “gusto”, que entra por la boca.

Cuarenta gastronomías han sido exploradas por la periodista gastronómica Mina Holland, y esa experiencia ahora la pone ante nosotros en su obra El atlas comestible (Roca Editorial), un libro que pretende ser solamente un punto de partida, una guía introductoria para todo aquel con una curiosidad viva por los cimientos sobre los que se construyen algunas de las gastronomías claves del mundo, ya que sería imposible establecer el ADN de cada una de ellas.

El atlas comestible abarca sabores e ingredientes –qué especias se utilizan, si se prefiere cocinar con aceite o mantequilla, o sin grasa alguna–, así las maneras de cocinar y de servir, al tiempo que nos brinda el cuadro gastronómico e histórico de cada cocina con una prosa que endulza los labios y los oídos.

La autora Mina Holland destaca los principales elementos de cada gastronomía en el apartado “la despensa”, una lista de los ingredientes básicos que debemos tener de cada una de las cocinas que visitaremos en nuestro viaje para poder acceder a los sabores embriagantes al paladar, ya que Holland nos proporciona algunas recetas selectas típicas de cada lugar.

Mina Holland siempre ha estado interesada en la gastronomía y tiene suerte de vivir en Londres, una de las ciudades con la población inmigrante más variada del mundo entero.

A partir de entrar en contacto con todas estas cocinas tan diferentes pero cercanas a la vez, y de recorrer el mundo para su investigación, la idea de El atlas comestible fue tomando forma en su cabeza y ahora llega a todas las librerías de nuestro país.

Un libro que es mucho más que una recopilación de recetas o un listado de ingredientes: es una guía informal, absolutamente personal, entretenida, curiosa y práctica para entender que cuando comemos, también viajamos.

Definitivamente El atlas comestible es un libro para cocineros intrépidos que mezclan, como si de una receta más se tratara, anécdotas, historia, literatura y consejos de los mayores expertos gastronómicos del mundo.

Un libro que no debe faltar tanto en la cocina como en nuestra biblioteca, ya que debo confesarlo, antes de este libro no tenía gran interés de meterme a la cocina a preparar algún alimento de alta gastronomía, pero ahora, y tras El atlas comestible, muero de ganas de preparar alguno de los deliciosos platillos de los que Holland nos habla.

Jorge Iván Garduño

@plumavertical

Este texto ha sido publicado en:

http://efektonoticias.com/noticias/espectaculos/el-atlas-comestible-una-obra-infaltable-en-la-cocina-y-en-la-biblioteca