Archivo de la etiqueta: Franquismo

“El gran frío”

Estándar

Ana Martí es inteligente, curiosa por naturaleza e independiente. Realiza su trabajo de periodista con una gran profesionalidad y no teme involucrarse en tramas oscuras para desentrañar la verdad. Además no se amilana ante las presiones y menos ante el género masculino.

El invierno está siendo terrible, el más frío en España desde hace décadas. Es febrero de 1956 pero el crudo invierno no será un obstáculo para que Ana Martí, ahora reportera de un popular semanario de sucesos, acuda a un remoto y aislado pueblecito del Maestrazgo aragonés para cubrir el caso de una niña a la que han brotado los estigmas de la Pasión.

El cura y el alcalde la reciben encantados ante la idea de que su “santita” se haga famosa en todo el país. Pero ni don Julián, el escéptico cacique del pueblo, ni la mayoría de los habitantes comparten sus simpatías hacia la forastera. Solo Mauricio, un pobre chico discapacitado, la  inteligente y extraña niña Eugenia y la atormentada viuda que hospeda a Ana parecen dispuestos a hablar con ella. Pronto su olfato de periodista le dice que el caso de Isabelita no es el único suceso extraño que acontece en Las Torres…

El recuerdo de una niña muerta años atrás en misteriosas circunstancias, el fanatismo religioso y el frío glacial y la nieve que amenazan con dejar al pueblo incomunicado son el telón de fondo de la intrigas de El gran frío, un impactante thriller sobre los más bajos instintos de la condición humana que es a la vez un extraordinario retrato de la cruda realidad de la España rural en los años cincuenta.

Este es el punto de partida de El gran frío (Siruela), novela escrita por las escritoras Rosa Ribas (Prat de Llobregat, 1963) y Sabine Hofmann (Boschum, 1964) que prosiguen la narración iniciada en Don de Lenguas, novela quue hay que recordar fue publicada en 2013 y galardonada con el premio Novelpop a la mejor novela publicada en 2013 y finalista del Premio Hammett de la Semana Negra de Gijón 2014.

Una novela planificada a detalle entre Ribas y Hofmann, en la que la protagonista vive una situación de aislamiento sin posibilidad aparente de escapatoria, amenazada en una población que la trata como una forastera y que no quiere que salgan ciertos temas a la luz.

Esta situación se traduce como una forma de acentuar la claustrofobia. Aunque la España rural de los 50 ya es bastante claustrofóbica, tremendamente goyesca. También está el frío metafórico, social, relacionado con el silencio de la gente como parte de la atmósfera de los 50.

Mandar a Ana Martí a un ambiente rural le ha permitido a las autoras sacar al personaje de su entorno habitual y enfrentarla a una mentalidad anclada casi en la Edad Media, ya que el miedo latente en la ciudad adquiere otra dimensión en el campo, más brutal y oscura, esto aunado a que Ana Martí debe luchar por salir adelante en una profesión mayoritariamente masculina, como era el periodismo en la época, y tan compleja por las condiciones políticas, lo que muestra la fortaleza del personaje.

Cabe recordar que la función femenina en aquella época se remitía a tener hijos, ocuparse de la casa y el marido, por lo que las mujeres no podían firmar papeles o trabajar.

Finalmente, durante el franquismo cualquier tema que involucraba a los que detentaban el poder era peligroso. Y la iglesia era muy poderosa. Además hay otros factores con los que hay que tener cuidado como son la fe y el fanatismo. Ana Martí es escéptica y va con mucha precaución porque reconoce que está pisando un terreno delicado.

El gran frío, una novela digna de leerse.

Jorge Iván Garduño

@plumavertical

000012456

Este texto ha sido publicado en:

http://efektonoticias.com/cultura/el-gran-frio-literatura

Anuncios