Archivo de la etiqueta: Plumaverticla

El silencio de los animales

Estándar

Quien ha sido profesor de Oxford y que actualmente lo es en la London School of Economics, John Grey (Gran Bretaña, 1948) presenta un ensayo en el que mantiene su conocida acusación de que el hombre es un animal que tiende enfermizamente al autoengaño, El silencio de los animales: sobre el progreso y otros mitos modernos(Sexto Piso), ya que desde el inicio del texto sabe cómo argumentar sus ideas con la finalidad de hacer tambalear cualquier convicción que tuviésemos en contra.

81zAMpPFOYL._SL1500_

Pesimista o simplemente realista, El silencio de los animales, es un texto que continúa exponiendo aquellos temas por los que Gray siente predilección, destacando la crítica sobre la idea de progreso social o personal, el esfuerzo por desenmascarar la idea de hombre (animal racional y bueno por naturaleza) que un tipo de “Ilustración” nos legó, el ataque a la creencia liberal que afirma que deseamos sobre todas las cosas ser libres, la puesta en quiebra de toda utopía –prestando especial atención al liberalismo y al comunismo–, la acusación de que todos los ideales del Humanismo no son más que un mito, y para terminar, la creencia que el hombre no es otra cosa que una enfermedad sin cura: “los seres humanos son vasijas resquebrajadas”, afirma.

Conforme avanza la tecnología y el poderío económico crece, las diferencias entre las diversas economías nacionales sea grave y el problema se hace más notorio, al punto que al intentar acceder a los artículos básicos no es posible obtenerlas de manera sencilla ni mucho menos barata, provocando que colapsen las finanzas y agraven la economía.

Este ensayo nos lleva a plantearnos la inquietante pregunta: ¿Quiénes dominan a quiénes? Lo que pone de manifiesto es que los grupos en el poder ponen en peligro la existencia de minorías.

Cuando la minoría deja de ser un “nosotros” se produce la violencia etnocida, como lo afirma Appadurai.

El silencio de los animales es un ensayo lúcido que habla de economía, comportamiento, terrorismo y el estado de guerra permanente en el que se vive con la única finalidad de propiciar la supervivencia del ciudadano en una era postmoderna incapaz de avanzar por su naturaleza misma de destrucción y búsqueda de la “felicidad” en un mundo en el que la humanidad ha sido reducida a simples “animales”.

Para muchos, leer El silencio de los animales: sobre el progreso y otros mitos modernos puede asemejarse a pasear por un paisaje devastado, un descenso pesimista a los infiernos; pero a pesar de que John Gray maneja ingredientes de sabores fuertes o incómodos, es un pensador que plasma una realidad de nuestras sociedades que perturba, atrae y quizá palie algo el escozor de las heridas íntimas.

Una obra que nos debemos perdernos: El silencio de los animales.

Jorge Iván Garduño
@plumavertical
 

Este texto ha sido publicado en:

http://efektonoticias.com/cultura/el-silencio-de-los-animales-literatura

Anuncios

“El libro de la selva”, las aventuras de Mowgli y compañía

Estándar

También conocido como el “El libro de las tierras vírgenes”, El libro de la selva es una colección de historias escritas por el británico Rudyard Kipling (1865-1936) en el que deslumbró al universo literario al presentar un reino misterioso habitados por animales que conviven con seres humanos, de características hechizantes de cada uno de los personajes que brotan de sus páginas y que desde su publicación enamoró a grandes y pequeños.

Tapa_El_libro_de_la_selva.jpg

El libro de la selva narra las vicisitudes que atraviesa un ‘cachorro’ de hombre que ha sido abandonado en medio de la selva, donde habitan tigres, osos, panteras negras, y un centenar de animales salvajes y otros muy amigables en los que encontrará el pequeño a buenos amigos.

El tigre, de nombre Shere Kan, sigue las huellas del ‘cachorro’ humano, sin embargo, Baloo, un oso peludo y Bagheera, la pantera negra, están decididos a todo con la finalidad de salvarle la vida a Mowgli, nombre del menor, por lo que tras rescatarlo de las garras del felino, es encargado a unos lobos.

Tras la búsqueda de Shere Kan, y al temor de las represalias y crecientes diferencias, el grupo de lobos lo expulsan de su manada, por lo que Mowgli, ya un poco más grande, debe ir con su madre, a quien encontró en una aldea cercana, sin embargo las diferencias no zanjadas con el despiadado tigre lo harán volver…

La elocuencia que Rudyard Kipling logra con El libro de la selva, y su gran acierto tiene que ver con la perfecta encarnación que el escritor inglés logra en cada uno de los personajes al mostrar con humor las debilidades y virtudes humanas, por lo que la misma naturaleza humana está reflejada, siendo así una de las obras por excelencia de finales del siglo XIX (1894), lo que le valió ganar el Premio Nobel de Literatura en 1907.

Esta maravillosa obra es ahora publicada por la editorial Sexto Piso, ilustrado artísticamente por Gabriel Pacheco, y como afirman sus editores, esta obra “lejos de perder vigencia, sigue encontrando a millones de lectores generación tras generación”, por lo que no dudo que si aún no te has acercado a esta historia, este es el mejor momento para quedar cautivado, y si ya has sido lector de ella, esta edición te dejará más que satisfecho para releer una obra maestra que siempre hay que tener a la mano.

Jorge Iván Garduño
@plumavertical
 
Este texto ha sido publicado en:
 
http://efektonoticias.com/cultura/el-libro-de-la-selva-las-aventuras-de-mowgli-y-compania-literatura